B 28-01

Yo tengo un anillo, colgando de mi cuello.
Reanimaba tu espíritu cada que lo tocabas.
Siempre pensando en su dueño.
Yo tengo un anillo, que ni siquiera me queda.
Me despierta en las mañanas por el frío que guarda.
Me deslumbra con el brillo que siempre refleja de ti.
Yo tengo un anillo, que no es mío.
Es tuyo y de alguien más.
Alguien que no conozco y que tú llegaste a amar.
Te huele a él, te recuerda a él...
ME HUELE A SOLEDAD.
Yo tengo un anillo, de color melancolía.
Un anillo que piensas y deseas.
Ya no lo tienes tú, lo tengo yo.

Sólo para mi, Sólo cuando él haya desaparecido de tu vida.